Posteado por: erickterapeuta | junio 2, 2009

En busca del Equilibrio Ambiental

PlaguicidasNingún animal, planta o microbio puede, por sí mismo, constituirse en una plaga; cuando están aislados no son peligrosos para la naturaleza, el problema comienza con la multiplicación desmesurada de los miembros de una misma especie. Cada ambiente de la naturaleza debe incluir una gran variedad de especies, las cuales deben interactuar para crear un sistema sin excesos, es decir, equilibrado. No obstante, el hombre ha provocado el desarrollo de algunas especies en perjuicio de otras.

Los organismos designados como plagas compiten con el hombre por comida, refugio o territorio; transmiten patógenos causando graves problemas de salud pública. Cualquier tipo de organismo cuyas poblaciones aumentan desmesuradamente, se considera como plaga. Se puede afirmar que antes de nuestra aparición en la tierra no había plagas; miles de organismos competían por la sobrevivencia.

Los huracanes, las sequías y aún la variabilidad meteorológica normal afecta el desarrollo de los cultivos, las prácticas de manejo y las dinámicas de la red alimenticia. En los últimos decenios han surgido nuevas plagas, y otras existentes han sido favorecidas por los cambios en las prácticas de manejo. El uso constante de plaguicidas han provocado el surgimiento de plagas secundarias y el desarrollo de resistencia por parte de éstas a plaguicidas.

Anuncios

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: